16.1.18

PUEBLOS CON NOMBRE CURIOSO: ULTRAMORT


En 2017, la ONCE comenzó a difundir con el cupón lugares que, además de contar con un encanto digno de ser conocido, poseen un nombre de lo más curioso. Bienservida (Albacete), Balanegra (Almería) o Cariño (La Coruña) son solo unos ejemplos de localidades orgullosos, por supuesto, de su peculiar nombre. No se especifica en los cupones de esta serie, pero es posible que la Asociación internacional de pueblos con nombres feos, raros y peculiares del mundo tenga algo que ver con ella, sobre todo si tenemos en cuenta que su sede se ubica en Guarromán, provincia de Jaén, localidad que -casualmente o no- se encarga de inaugurarla.
En el recién estrenado 2018 ya han sido cuatro los cupones de esta serie puestos a la venta. Concretamente, el del 10 de enero, está dedicado a Ultramort, pequeño pueblo gerundense de algo más de 200 habitantes cuyo nombre se traduce por Ultramuerto o Ultramuerte.
Su etimología, sin embargo, resulta algo confusa, y es que ya en el año 1062, aunque se tenía constancia de su existencia bajo el apelativo de Vulturis Mortuii (que en latín viene a ser algo así como Buitre Muerto, y que pudo haberse transformado con el tiempo en Ultramorte y después en Ultramort por un error de transcripción), muchos afirman, dando por buena una opción algo más misteriosa, que su actual nombre procede del término latino Ultra (más alla) -sin que haya sufrido ningún tipo de evolución- más Mort (muerte), es decir: Más allá de la Muerte.

La principal particularidad de Ultramort es que su población, aunque escasa, se encuentra bien concentrada, siendo prácticamente nula la dispersión, cuestión que le otorga una fisionomía que difiere con otras localidades cercanas y de censo similar. Esta se halla concentrada en torno a una pequeña iglesia.
Formó parte del municipio encabezado por Rupià, y poseyó un castillo situado al norte de la plaza, en lo alto de una colina de pendiente suave, conocido como Finestres.
En el siglo XVIII, al igual que otras poblaciones rurales de la comarca del Ampurdán, Ultramort vio cómo aumentaba su población, situándose su pico de población en el año 1857, cuando alcanzó los 340 habitantes. Logró la independencia en 1920 tras haber sido agregado al municipio de Foixá, sin embargo, desde entonces ha vivido una paulatina pérdida de empadronados en favor de las poblaciones más industriales y turísticas. En la actualidad, su principal actividad económica es la agricultura y las ganaderías bovina y porcina.


9.1.18

RECORDAMOS AL AUTOR DEL LOGOTIPO DE LA ONCE



Una pregunta recurrente entre los coleccionistas y compradores -por qué no, también entre no compradores-, del cupón.
La respuesta nos lleva a Madrid, a los años veinte del pasado siglo, concretamente a 1929, año en que nació Fermín Hernández Garbayo.
Fue un diseñador gráfico autodidacta y prolífico que llegó a trabajar para el Ministerio de Obras Públicas en los 50. Poco convencido de que su labor en este departamento gubernamental de la época cumpliera con sus expectativas vocacionales, trasladó su actividad al mundo de la publicidad a varias de las agencias madrileñas de publicidad más importantes.
Ya en 1960, al igual que muchos de sus compañeros, crea su propio estudio, y un año después, el denominado Grupo 13, del que forman parte otros conocidos diseñadores como Loyzaga o Loperal. Todos sus integrantes, incluido el propio Garbayo, desempeñan la dirección artística en destacadas agencias publicitarias o como creativos a sueldo de importantes empresas, como Profidén o Kelvinator.
Garbayo se especializó en la cartelería, convirtiéndose con ello en un personaje conocido y obtuviendo más de dos centenares de premios nacionales e internacionales. Colaboró con la archiconocida revista satírica La Codorniz. A partir de 1975, en palabras suyas, evolucionó hacia una vertiente "pictórica en concepto, técnica y forma". Entre sus carteles, destacan varios de temática taurina y los de empresas como Omega, Philips, Nestlé o Schweppes, las de las fiestas de San Isidro o incluso los del Festival de la Canción Benidorm. Asimismo, el trabajo de Garbayo contribuyó a otras empresas y organizaciones a adquirir una imagen corporativa, como la del caso que ocupa esta entrada. Garbayo murió en 1992. Aún hoy continúa siendo considerado uno de los más importantes artistas gráficos de nuestro país.


El cupón del 1 de enero de 1984 fue el primero en mostrar el logotipo aún vigente -salvo por insignificantes variaciones- de la ONCE, si bien ya contaba con varios años de historia. Hasta entonces, y tras cuatro décadas, era el escudo nacional la única ilustración visible en el cupón, incluso en los sorteos extraordinarios de Año Nuevo de 1983 y del día de Santa Lucía de 1981. Representa, de una forma simplificada, a un individuo con bastón.

Simpático cupón editado por la ONCE en el que se pide al comprador buscar el logotipo. 1 de octubre de 1997

Cupón del sorteo extraordinario del 1 de enero de 1986, en el que aparece el logotipo.


Cartel de la feria de Albacete de 1962, obra de Garbayo.

Recomendamos: Web Estudiogarbayo

27.12.17

DULCE NAVIDAD DESDE ARAGÓN: EL GUIRLACHE Y SU ORIGEN FRANCÉS

La Navidad ha sido siempre una época entrañable y especial también en la ONCE. Fueron precisamente los cupones de una navidad, la de 1994/95, la que me animó a convertirme en coleccionista de cupones. En aquella ocasión fue una serie dedicada a juguetes la que protagonizó el cupón, y para un niño de 9 años aquella no era una serie cualquiera. Tampoco la que ilustró la Navidad del 96, titulada Dulce Navidad, la cual muchos aún recuerdan, especialmente este año, en el que los dulces navideños vuelven a figurar en los anversos del cupón.
La entrada de hoy se la dedicamos al guirlache, típico en Aragón y otras comunidades orientales como la Comunidad Valenciana o Cataluña, elaborado con tres ingredientes básicos: el caramelo, la almendra y el azúcar (mucha azúcar), aunque es consumido en la totalidad del territorio nacional e incluso fuera de España, y es que aunque nadie puede negar su origen árabe, compartido con el clásico turrón típico del Levante, fue popularizado en Aragón en el siglo XIX procedente del sur de Francia, donde aún hoy en día se le conoce como grillage, del que deriva el nombre guirlache, si bien en el país vecino se elabora sobre todo con nueces y puede recibir también el nombre de nougat.
El guirlache admite una pequeña adición de chocolate, limón o miel para sustituir al azúcar

Cupón dedicado al guirlache. Serie Dulce Navidad (1996-97)

Cupón dedicado al guirlache. Serie Dulces Navideños. 2017

15.12.17

HOMENAJE A FORGES, COLABORADOR DE LA ONCE DESDE HACE 30 AÑOS

En 2014 tuvo lugar un homenaje "vía cupón de la ONCE" muy especial, y digo esto porque el homenajeado ha estado ligado al mundo del cupón desde que en los años 80, cuando su dedicación al humor gráfico era ya de sobra reconocido en nuestro país, e incluso reconocible más allá de nuestras fronteras.
Y es que Antonio Fraguas de Pablo, más conocido como Antonio Forges (tomó su nombre artístico de la traducción al catalán de su primer apellido -su madre era catalana-) celebraba en 2014 los cincuenta años como artista de la viñeta y el humor gráfico, disciplina que muchos consideran renovada precisamente gracias a él. Allá por 1964 publicó su primer dibujo en el Diario Pueblo de la mano del periodista onubense Jesús Hermida y Jesús de la Serna, su alma mater.
Antes de aquello, con solo 14 años, ya supo lo que significaba codearse con gentes del espectáculo y el "famoseo" de nuestro país; Forges empezó a trabajar a esa edad nada menos que en TVE. Después pasa a colaborar, ya como humorista gráfico, en revistas como Diez Minutos o la satírica El Jueves y rotativos de la talla de Diario16, El Mundo o El País.
En los 80 colaboró con la ONCE, plasmando unos chistes llenos de agudeza en una revista publicada por esta organización (Los ciegos y tú: así sí, así no), siempre haciendo alusión de una u otra forma a la diversidad funcional de la ceguera y sus tipos. Posteriormente también publicó algunas viñetas en los libros editados con motivo del 75 aniversario de la ONCE, que pudo dejar pasar, de ninguna de las maneras, la oportunidad de corresponderle con el cupón del 26 de julio de 2014.
Viñetas publicadas en la revista Los Ciegos y tú: así sí, así no. 1987.

12.12.17

EL CINCUENTENARIO DE LA PRIMERA FINAL DE COPA DAVIS, MOTIVO DEL CUPÓN DEL 29 DE DICIEMBRE DE 2015


Estos son los cupones que más gustan a los coleccionistas: los que recuerdan hechos o acontecimientos que en su día movilizaron a todo un país. El de la final de copa Davis de 1965 rebasó nuestras fronteras, y es que teníamos entre nosotros a la que por aquel entonces había sido el primer elenco de tenistas de proyección internacional. Cómo no, encabezado por el mítico Manolo Santana, presente, por supuesto, en el cupón que protagoniza esta entrada.
Junto a él estaban Joan Gisbert, Losé Luis Arilla, Juan Manuel Couder y el barcelonés Jaume Bartrolí como capitán. Todos ellos entrenados por Kurt Nielsen, natural de Dinamarca, y el doctor Mario Cabanes.

Previamente a aquella final se jugaron seis eliminatorias (Grecia, Chile, Alemania, Checoslovaquia, Sudáfrica, y en semifinales, en un partido de esos que se recuerdan toda la vida, a Estados Unidos, equipo siempre favorito, ante la que se logró una trabajada e histórica victoria en nuestro territorio, valiéndole de paso a nuestros tenistas la condición de héroes deportivos tras su recibimiento por Franco en El Prado, algo de lo que el mítico Juan Antonio Samaranch -por entonces delegado de deportes en Barcelona- y al deporte del tenis el primer boom en un páis que entonces contaba con apenas 800 licencias).

Y así, el 26 de diciembre, comenzaba la gran final. En una Sidney en la que aún no había sido construido su archiconocida Ópera -protagonista también de un cupón en el verano de 1996-. Poco se pudo hacer ante el poderosísimo equipo australiano, que jugaba, además, en casa, en un verano austral al que los nuestros se tuvieron que acostumbrar en menos tiempo del que hubiera sido el idóneo -todo hay que decirlo-.
Santana jugó el primer partido ante Fred Stolle, al que llegó a dominar por dos sets a cero, pero finalmente se vino abajo, exhausto por los más de 40º de aquel día, y acabó cediendo. Roy Emerson remató la primera jornada ante Gisbert, y ya con 2-0 en el resultado general, todo pintaba más que mal. España también perdió el tercer partido, el de dobles (con Santana y Arilla) en cutro sets, y el curto (Stolle contra Gisbert). Santana, en el último partido, dio el punto de honor a España tras derrotar a Emerson con un agónico cuarto set que terminó 15-13, algo que le permitió convertirse en el número 1 de la clasificación mundial ATP. El público español presente -muy escaso como no podía ser de otra manera- saltó a la pista, y a pesar de la derrota, sacó a Santana a hombros al más puro estilo tauromáquico. 35 años después, España logró su primera Davis, de nuevo ante Australia, aunque habrá que esperar a que aquel evento aparezca algún día en el cupón. Esperemos que no tengamos que esperar al año 2050.

Fotografía representada en el cupón. De izquierda a derecha: Jaime Bartrolí, Juan Manuel Couder, Juan Gisbert, Manolo Santana y José Luis Arilla.

6.12.17

CUPÓN DEDICADO A CARLETON GAJDUSEK


Odiado por muchos por sus encontronazos con la ley y querido por otros por su aportación a la Medicina, el polifacético Daniel Carleton Gajdusek, neoyorkino de nacimiento aunque de ascendencia húngara, obtuvo el Nobel a los 53 años de edad.
Obtuvo titulación en Química, Matemáticas y Medicina en las universidades de Rochester (Nueva York) y Harvard, estudios que fueron ampliados en el Instituto Tecnológico de California.

Sus primeros trabajos se llevaron a cabo en Asia y Oceanía, formando parte del equipo de investigación del Instituto de Enfermedades Neurológicas de Bathesda, en Maryland.
El descubrimiento del kuru, una rara enfermedad infeccionsa y neurodegenerativa causada por un prion (partícula formada por una proteína alterada del tejido cerebral) que afectaba a los indígenas de la isla de Nueva Guinea y que se caracterizaba por los fuertes temblores, sensación de frío extremo y fiebre aguda, fue lo que le llevó a obtener el preciado galardón. Demostró asimismo que el kuru no era una enfermedad hereditaria, tal como se creía hasta entonces.
Poco más se supo de Gajdusek hasta que fue arrestado tras declararse él mismo culpable por abusos. Fue sentenciado a un año y siete meses de prisión en 1997. Un año después se trasladaría a Europa. Murió en 2008 en Tromso (Noruega), cuando se encontraba trabajando.

Fotografía de Gajdusek empleada en el cupón. 1976